¿Cómo escuchar la voz de Dios?


Sobre mi guarda estaré, y sobre la fortaleza afirmaré el pie, y velaré para ver lo que se me dirá, y qué he de responder tocante a mi queja. Habacuc 2:1 RVR60.

Estaré atento y vigilante, como lo está el centinela en su puesto, para ver qué me dice el Señor
y qué respuesta da a mis quejas. Habacuc 2:1 DHH.

Ya te he presentado mi queja, y ahora voy a estar muy atento; voy a esperar tu respuesta. Habacuc 2:1 TLA.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ex satanísta da su testimonio

Un ciego recobra la vista

Entradas Populares