Si se humillare mi pueblo, sobre el cual mi nombre es invocado, y oraren, y buscaren mi rostro, y se convirtieren de sus malos caminos; entonces yo oiré desde los cielos, y perdonaré sus pecados, y sanaré su tierra.2 Crónica 7:14.

Las enseñanzas de Jesús para derrotar las tentaciones del diablo


En el capítulo 4 del libro de Lucas, se presenta la tentación de Jesús, este capítulo inicia con Jesús lleno del Espíritu Santo, lo que significa, que el cristiano para resistir las tentaciones del diablo, debe de tener primeramente fe, vivir en  santidad y luego que el Espíritu Santo gobierne plenamente su vida ( Jesús, lleno del Espíritu Santo, volvió del Jordán, y fue llevado por el Espíritu al desierto. Lucas 4:1).


Debemos de conocer, que el enemigo busca encontrar el momento preciso, para cuando estemos más débil, ya sea física o espiritualmente ( Por cuarenta días, y era tentado por el diablo. Y no comió nada en aquellos días, pasados los cuales, tuvo hambre. Lucas 4:2).

El diablo tentará al cristiano para que no dependa de lo que está establecido en la Biblia, sino para que dependa de sí mismo, y dude que es un hijo de Dios, a través de Jesucristo  ( Entonces el diablo le dijo: Si eres Hijo de Dios, di a esta piedra que se convierta en pan. Jesús, respondiéndole, dijo: Escrito está: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra de Dios. Lucas 4:3-4).

Cuando el diablo a utilizado varias tentaciones, recurre a la que él considera más atractiva, las riquezas, las vanidades, los anhelos de la vanagloria, y todo esto, es con un plan engañoso, todo aquel que se va en pos de la riquezas y abandona los caminos de Dios, lo que está haciendo es adorando las tinieblas, y al que debemos de adorar en espíritu y en verdad es a Jehová Dios ( Y le llevó el diablo a un alto monte, y le mostró en un momento todos los reinos de la tierra. Y le dijo el diablo: A ti te daré toda esta potestad, y la gloria de ellos; porque a mí me ha sido entregada, y a quien quiero la doy. Sí tú postrado me adorares, todos serán tuyos. Respondiendo Jesús, le dijo: Vete de mí, Satanás, porque escrito está: Al Señor tu Dios adorarás, y a él solo servirás. Lucas 4:5-8 ).

El diablo tentará, para que el cristiano ponga a prueba a Dios, y el cristiano esté en duda, en desconfianza con la Bíblia ( Y le llevó a Jerusalén, y le puso sobre el pináculo del templo, y le dijo: Sí eres Hijo de Dios, échate de aquí abajo; porque escrito está: A sus ángeles mandará acerca de ti, que te guarden; y, En las manos te sostendrán, Para que no tropieces con tu pie en piedra. Respondiendo Jesús, le dijo: Dicho está: No tentarás al Señor tu Dios. Lucas 4:9-12).

Si el cristiano obedece y sigue los ejemplos de Jesús, y vive para Él, el diablo no tiene más remedio que apartase y salir huyendo ( Y cuando el diablo hubo acabado toda tentación, se apartó de Él por un tiempo. 4:13). 

Notas:
Si obedecemos a Dios fielmente, entonces resistiremos al diablo, y él huirá de nosotros (Santiago 4:7).

Publicaciones Recientes

Entradas populares

Twitter

La Armadura de Dios

Santidad

El NT emplea el término «hagios» que también en ocasiones significa separado, consagrado, puesto aparte (Lc. 2:23), pero con mayor frecuencia «puro». Ser santo es ser sin «mancha, ni arruga ni cosa semejante» (Ef. 5:26-27). Y en 2 Co. 7:1 se lee: «Limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios ». Nuestra santidad está estrechamente relacionada con la de Dios. «Habéis, pues, de serme santos, porque yo Jehová soy santo, y os he apartado de los pueblos para que seáis míos» (Lv. 20:26). Si este pasaje menciona la separación, también todo el capítulo habla de pureza de conducta.

La Salvación


Sólo a través de la fe en Jesús puedes ser salvo, y para recibir la fe, es por el oír la palabra de Dios. Debes de leer, de oír la palabra de Dios, de entrar en un clamor a Dios por un arrepentimiento, por un aceptar a Cristo en tu corazón como único salvador en tu vida, debes recibir la palabra de Dios en tu corazón hasta que se produzca un cambio, una transformación en tu vida que sólo la produce el Espíritu Santo en tu corazón para hacerte una nueva criatura, busca a Jesús, rindete a sus pies, recibelo en tu corazón y vida, no desmayes, clama con todo tu corazón a Dios amen.

Perseverancia

Bienaventurado el hombre que persevera bajo la prueba, porque una vez que ha sido aprobado, recibirá la corona de la vida que {el Señor} ha prometido a los que le aman. Santiago 1:12.

Pelea la buena batalla de la fe; echa mano de la vida eterna a la cual fuiste llamado, y {de la que} hiciste buena profesión en presencia de muchos testigos. 1 Timoteo 6:12.

Ir al ( Inicio )