Translate

Dembowseros y reguetoneros, arrepiéntanse porque sus caminos conducen al infierno


No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. 1 Juan 2:15 RVR60.

(( No améis al mundo )) Cuando se ama algo, es porque se desea, se apetece, se vive, se está ligado, se está relacionado con eso. El mundo está lleno de pecados, y lo que el mundo ofrece es el pecado, y si estamos sirviendo al mundo, entonces estamos en pecado ( El siguiente día vio Juan a Jesús que venía a él, y dijo: He aquí el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo. Juan 1:12 ). Notas: El mundo lo que ofrece es el pecado, y el que lo acepta también está en pecado ¿Por qué? porque lo está practicando. La paga del pecado es muerte. (Ojo) todo en su mayoría lo que el mundo ofrece está contrario a los mandamientos de Dios.


(( Ni las cosas que están en el mundo )) Una de esas cosas que están en el mundo, es el reguetón, el cual es usado por el diablo y sus demonios para destrucción de Jóvenes y de toda clase de personas. Detrás de esos ritmos, bailes, movimientos, gestos, desenfreno de la carne, vestuarios, signos satánicos, letras, están los demonios, para destrucción del cantante y del que lo está siguiendo, escuchando, bailando "se abre una puerta para el infierno". Notas: Si por casualidad no lo saben reguetoneros, y seguidores, sino se arrepienten van a ir al infierno. Usted lo puede creer o no es su decisión, es su consecuencia, pero le estamos alertando con amor, para que no vallen a ese lugar de tormento y reciban a Jesucristo como su único y suficiente salvador. ( Reguetoneros sin ustedes quizás saberlos son títeres del diablo para instrumento de perdición de grandes cantidades de personas, mejor es pasar necesidades en esta tierra, que vivir eternamente condenados en el infierno que el fuego no se apaga, y el gusano no muere. Marcos 9:48 ).

(( Sí alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él )) Amar al mundo, es amar las cosas que ofrece el mundo que están contraria a la palabra de Dios (Biblia). Si amamos al mundo (Reguetón) el amor de Dios no está en nosotros ¿Y si el amor de Dios no está en una persona, quien está? están los demonios. Notas: No ames el desenfreno, ama la Biblia, no ames los vicios, ama la santidad, no ames la rebeldía, ama la obediencia, no ames los demonios, ama a Jesucristo, no ames el infierno, ama el Cielo, no ames la condenación, ama la Salvación.

ORACIÓN:   Dios mio, acepto a tu Hijo Jesucristo como mi único y suficiente salvador, reconozco que soy un pecador, reconozco que Cristo dio su vida por mi en la cruz, me arrepiento, Dios mio rompe las cadenas del diablo que me atan y hazme libre para conocerte y vivir para ti, sálvame Dios mio, en el nombre poderoso de Jesús amen.

DOMINGO CRUZ.

No hay comentarios:

Publicaciones Recientes

Entradas populares

La Armadura de Dios

Santidad

El NT emplea el término «hagios» que también en ocasiones significa separado, consagrado, puesto aparte (Lc. 2:23), pero con mayor frecuencia «puro». Ser santo es ser sin «mancha, ni arruga ni cosa semejante» (Ef. 5:26-27). Y en 2 Co. 7:1 se lee: «Limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios ». Nuestra santidad está estrechamente relacionada con la de Dios. «Habéis, pues, de serme santos, porque yo Jehová soy santo, y os he apartado de los pueblos para que seáis míos» (Lv. 20:26). Si este pasaje menciona la separación, también todo el capítulo habla de pureza de conducta.

La Salvación


Sólo a través de la fe en Jesús puedes ser salvo, y para recibir la fe, es por el oír la palabra de Dios. Debes de leer, de oír la palabra de Dios, de entrar en un clamor a Dios por un arrepentimiento, por un aceptar a Cristo en tu corazón como único salvador en tu vida, debes recibir la palabra de Dios en tu corazón hasta que se produzca un cambio, una transformación en tu vida que sólo la produce el Espíritu Santo en tu corazón para hacerte una nueva criatura, busca a Jesús, rindete a sus pies, recibelo en tu corazón y vida, no desmayes, clama con todo tu corazón a Dios amen.

Perseverancia

Bienaventurado el hombre que persevera bajo la prueba, porque una vez que ha sido aprobado, recibirá la corona de la vida que {el Señor} ha prometido a los que le aman. Santiago 1:12.

Pelea la buena batalla de la fe; echa mano de la vida eterna a la cual fuiste llamado, y {de la que} hiciste buena profesión en presencia de muchos testigos. 1 Timoteo 6:12.